Google+ Badge

Páginas vistas en total

sábado, 11 de agosto de 2012

Enrique Ampudia Mello, perverso y represor

Enrique Ampudia Mello es, sin duda, de los perversos personajes del sistema de una política del pasado que se niega a morir. “Don Ampudia” no conoce de colores de partido, lo mismo ha vestido tricolor que azul panista. Se vende al mejor postor. Eso sí, aunque ahora, como Pedro negó a Jesús, el niegue al torvo Miguel Ángel Yunes Linares, muchos recuerdan a esta mancuerna de represores de los tiempos del alcohólico Patricio Chirinos. ¿Por qué el gobernador Javier Duarte de Ochoa designa a Enrique Ampudia Mello, subsecretario de Gobierno cuando éste es a todas luces un sujeto que solo sabe de la política del gran garrote? La información indica que es una factura que se esta pagando a “Don” Enrique Ampudia”, por servicios especiales prestados durante la campaña de Peña Nieto, quien fue el que por intermediación de Jesús Murillo Karan, Manlio Fabio Beltrones y Emilio Gamboa Patrón, pidió al gobernador de Veracruz el puesto de subsecretario para Enrique Ampudia, y, de paso, tener en el gobierno a un alfil para lo que se ofrezca mas adelante. Enrique Ampudia, en mancuerna con Miguel Yunes Linares en tiempo del Alcoholico Patricio Chirinos cometieron todo tipo de tropelías, agresiones, etc., en contra de luchadores sociales, al grado de golpear a cachetadas a un campesino en sus propias oficinas. Los recuerdos de la actuación de estos personajes es de horror. Enrique Ampudia, junto con su sempiterno patrón también estuvieron en el ISSSTE, donde hicieron de la suyas, impunemente, negocios y más negocios. ¿Habrá olvidado Enrique Ampudia cuando ordenó en 2004 a marrazos, destruir una cama-muestra para “demostrar” que ésta no era de buena calidad como la cama-muestra de un “amigo” que presentaba cotización para ganar, como finalmente sucedió, la licitación, con lo que, presumiblemente, el señor Ampudia ganó algunos millones. La verdad no puede permanecer oculta por siempre. A juicio del MUP el gobierno del Estado, con la designación de Enrique Ampudia Mello se realiza un Harakiri Seppuku político, es decir, estamos ante un error del gobierno estatal que debe enmendarse, esto es, el represor mayulista-chirinista, debe ser despedido lo antes posible antes de que empiece una ola de terror de represión política en la entidad veracruzana. Finalmente declaramos: Por nuestras actividades y opiniones, cualquier agresión que sufran los dirigentes y miembros del MUP, responsabilizamos a Enrique Ampudia Mello, subsecretario de gobierno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario